17 diciembre 2008

Ecos del Universo


Riega con esmero el jardín cada día de tu vida porque en él habita el encanto de un tiempo de soles y primaveras. Cuando sientas que la soledad amenaza camuflada en su máscara de hielo, no te asustes al percibir su aliento petrificado y la mirada ausente. Tan solo asómate a la ventana. Allí en medio de las olas, encaramada en la roca silenciosa, disuelta en la arena de la playa, hallarás una presencia quizás etérea, pero no por eso menos cierta.



Supón que una tarde nubes negras recorren el firmamento y se posan cargadas de nostalgia. Simplemente bastará un suspiro prolongado y verás caer la lluvia de amapolas que acariciarán con sus pétalos tu silueta. Mas si eso no es suficiente nunca olvides que, en el establo, descansa un caballo místico de cuerpo azul y alas amarillas. Puedes cabalgar sobre su lomo hasta perderte en el universo poblado de elementos en apariencia inalcanzables. Súbele el volúmen a las constelaciones; deslízate en los anillos de Saturno; saluda a Venus; despeina el cabello de la cara oculta de la Luna; rodea el rojo encendido de Marte; hazle cosquillitas a Neptuno; juega a las escondidas con Júpiter; ríete junto a Mercurio. Y- finalmente- al llegar a Plutón, desciende del animal mitológico y esparce tu brillo através de aquel territorio ignorado. Camina despacio. Dile que nadie tiene derecho a negar su condición de astro planetario. Él, agradecido, dará brinquitos de alegría y entenderá que ningún científico logrará conventirlo en insignificante roca extraviada en el vacío.



Yo, mientras tanto, te observaré recostado en el tronco de un viejo roble. Adivinaré tus pasos al divisar la estela de colores que se desprenden de la cola y patas de tu caballo alado. Después saltaré, correré, tropezaré en las praderas ilimitadas que se confunden con el horizonte. Yo también dibujo un mundo lleno de palabras de esperanza; la oveja descarriada que llevo en mi interior logra aplacar sus locos ímpetus al evocar tu sonrisa y al saber que tu luz viaja y se proyecta en el rompecabezas cósmico.

6 comentarios:

amor dijo...

la luz viaja porque lleva humanidad, por eso

REIKIJAI dijo...

Hola ... Caselo...El universo en sí,aún es un ser vital que contiene el potencial de la vida que se desarrolla de diferentes formas; es, por lo tanto, definido como la entidad de vida más grandiosa. Gracias por tan lindos versos ... Conteste tu visita en privado,espero te llegue..Besitos, Silvi.

M. Jose dijo...

Hoy ya he tenido un encuentro maravilloso de hadas. Ahora te leo a ti y me adentro en este universo maravilloso que has descrito.
Qué más puedo pedir???
Gracias querido amigo, es un texto con un paisaje hermoso.
Un abrazo
mj

josé dijo...

Adhiero a Maria que dijo lo que yo me dije te diria al leerte, hermano. Es bueno dejarse llevar en vuelo por aquellas alturas que no dañan las perpectivas sencillas de lo que necesitamos, sin falsos orgullos. Un abrazo Caselo y que la luz sea contigo, aprovechala y arroja unos destellos para este sur mio.

Pedro dijo...

Cómo lo haces para conseguir transportame siempre a esos mundos lejanos y cercanos al mismo tiempo. Me has hecho viajar por toda la galaxia desde mi asiento, has conseguido despeinarme, cómo agradecértelo amigo.
un fuerte abrazo y mis mejores deseos.

Mercedes Sáenz dijo...

Si he de encontrarte aqui, aquí también voy a felicitarte. Bellisimo escrito soñador. Te abrazo, te abrazo. Merci

Quizá también te interese

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...