15 diciembre 2018

AYER CAÍA LA LLUVIA

No estoy errado ni confundido al decir "la lluvia caía", pues su fuerza era contundente y parecía aplastar el buque de frente a las olas. No sentía miedo con mi edad irreverente sino que disfrutaba el desafío de la naturaleza aferrado al timón que un veterano marino me confiaba en un momento difícil, tal como lo describo. Pero tenía imágenes más allá de la mirada fija en el palo bauprés que da referencia a la proa del navío.Pensé una farola en el mar, un ángel evadiendo un cerco de sal, lo bueno y lo malo que registra la mente, el espíritu celta sonando gaitas y tamboriles de fino sonido. Me imaginé buscando notas musicales en el aire, entre las nubes o bajo la tierra lejana en ese momento con aroma a incienso, murmuré entre las piedras y crucé por las rayas de mi remera y el claroscuro de tantas miradas. 
                                                 José López Romero

Quizá también te interese

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...